Frambueso o cientificamente conocido como Rubus idaeus, es un pequeño arbusto perenne del género Rubus. Tiene su origen en Europa y el norte de Asia, aunque en la actualidad se cultiva a lo largo y ancho de todo el mundo. Indudablemente este arbusto le debe su popularidad al fruto que produce. El mismo tiene una forma redondeada o cónica, de entre 15 y 20 mm de diámetro, con una piel roja y con un fino vello. En este artículo nos dedicaremos a estudiar todo lo que respecta a cómo y cuándo podar frambuesas, además nos tomaremos el tiempo de analizar cómo se debe entutorarlo corrrectamente.

Nota: Ten en cuenta que los consejos que aquí daremos son generales, este blog es leído en decenas de países, con características totalmente diferentes, por lo que no todos los tips se adaptarán de igual forma en todos los casos. Una vez que termines de leer el artículo quedará que analices toda la información y apliques lo aprendido de la mejor manera. Ante cualquier duda recuerda que puedes contactarnos para realizar tus consultas.

1. Cómo entutorar frambuesas

Si has leído más artículos de este blog habrás visto que generalmente arrancamos nuestros artículos dando los cuidados básicos de la planta en cuestión. Para el caso de la frambuesa hemos decidido reemplazar ese apartado para profundizar en un solo cuidado, el entutorado.

Frambuesas
Frambuesas

Si bien todas las variedades de frambuesos desarrollan sus brotes de manera erecta, necesitan de una estructura para mantenerse erguida, sobre todo en época de cosecha. Sin dicha estructura, y con el peso de la producción, todas las ramas se vencerían terminando muchos frutos en el piso. Por lo tanto el entutorado debe llevarse a cabo para mejorar las condiciones del cultivo y recolección.

Existen muchas variedades de frambuesas por ello analizaremos su entutorado y poda mediante dos grandes grupos:

  • Variedades re-florecientes: estas son las más usadas en la actualidad dado que son capaces de dar dos cosechas en el mismo año. Una de ellas se da sobre finales de verano principios de otoño y la otra en la temporada primavera-verano del siguiente año.
  • Variedades no re-florecientes: este segundo grupo se caracteriza por dar una cosecha por año. La misma se da en verano, sobre las ramas que han crecido el año anterior. Los tallos son bianuales, dado que crecen un año para dar fruto al año siguiente, y luego secarse.

1.1 Entutorar frambuesas re-florecientes

En general estas variedades se adaptan bien a los siguientes sistemas de entutorado:

Seto: esta es una estructura bastante simple, consta de colocar postes cada 6-8 m en la fila de frambuesas. En dicha línea de postes se colocan dos alambres, uno a unos 70 cm y otro a 150 cm del suelo. La idea es que las cañas o brotes de la frambuesa queden «apretadas» entre las dos líneas de alambres. Esto facilita la tarea ya que no se necesita atar los brotes a las alambres.

Entutorado con sistema "V" o abanico
Sistema «V» o abanico

Sistema en “V” o Abanico: esta estructura consta de alambres que son ubicados en planos inclinados que forman una «V». Esto puede lograrse con dos líneas de postes colocados de manera inclinada, o con postes verticales y dos crucetas. La idea es atar las cañas productivas de las frambuesas en ambos lados de la «V», quedando libre el centro donde se desarrollan nuevos rebrotes. Esta estructura facilita la insolación, la poda y recolección.

1.2 Entutorar frambuesas no re-florecientes

Para este segundo grupo también se puede realizar un entutorado tipo abanico, aunque puede resultar más barato el tipo espaldera.

Entutorado tipo espaldera
Entutorado tipo espaldera

Espaldera: esta es una de las más clásicas estructuras en el entutorado de frambuesas. En ella se colocan postes cada 6-7 m, con 2 o 3 líneas de alambres. La primera línea se coloca a 50-70 cm mientras que la última a unos 1,5-1,7 m. Luego se ataran las ramas productivas de los alambres.

2. Herramientas para podar frambuesas

Podemos mencionar las siguientes herramientas y/o materiales necesarios para la poda de frambuesas:

  • Tijera de podar.
  • Escalera en caso de pepinos muy en altura.
  • Guantes.

Ten en cuenta que debes desinfectar toda herramienta de corte antes de la poda. Esto ayudará a no transmitir enfermedades, deberás hacerlo antes de comenzar la poda y cada vez que cambies de planta.

2.1 Cuidados necesario de las herramientas

Si desea extender la vida útil de sus herramientas de poda, hay algunos cuidados básicos.

  • Use la herramienta adecuada para un trabajo y evite torcerla o forzarla.
  • Limpie y engrase las herramientas regularmente limpiando con un paño aceitoso en las cuchillas y otras superficies.
  • Mantenga los bordes de corte correctamente afilados.
  • Las asas de madera deben ser barnizadas regularmente evitando así que se agrieten o astillan.

Lleve a cabo estas tareas de mantenimiento con regularidad y ahorrará un buen dinero en herramientas. 😉

También te puede interesar conocer sobre la poda de:


3. Cómo y cuándo podar frambuesas

Si queremos una buena cosecha de frambuesas en nuestro huerto la poda es un elemento fundamental. Son varias las razones por las cuales se debe llevar a cabo, entre las más importantes se encuentran:

  • Renueva la planta.
  • Controla el desarrollo.
  • Logra la adecuación de la planta a la estructura soporte.
  • Se mejora la aireación y densidad de brotes, algo que disminuye la presencia de hongos.
  • Se logra facilitar la cosecha.

Para analizar cómo podar las frambuesas, dividiremos el análisis entre las variedades re-florecientes y no re-florecientes. Aunque antes de eso hay que aclarar que independientemente de la variedad ambas necesitan de una poda en el trasplante, las misma consta de cortar la planta a unos 20 cm de suelo.

3.1 Poda de frambuesas re-florecientes

Para poder realizar correctamente la poda debes entender donde se genera cada una de las dos producciones:

  • Producción de fines de verano/principio de otoño: esta se da en el tercio superior de aquellos brotes desarrollados en la primavera de ese año.
  • Producción de primavera-verano: esta se genera en lo que quedo de la caña o brote que no fructificó en el pasado año.

Entendido esto también debes saber que puedes podar de una manera que te permita obtener esas dos cosechas, o puedes llevar a cabo una poda que solo te de una cosecha anual. Este último caso es muy frecuente cuando las frambuesas van hacia una industria transformadora, y la recolección se realiza de manera mecánica.

En caso que quieras aprovechar las dos cosechas que te puede dar esta variedad deberás podar las frambuesas de las siguiente manera. La primera poda se realiza terminada la primera cosecha, aquí cortaremos la rama justo debajo del último fruto, dejando el resto de brote. Esa parte de caña que dejamos será la encargada de dar nuevos frutos, una ver recolectados las cortaremos a ras de suelo. Debes ser cuidadoso y en esta poda solo cortar las ramas que acaban de producir, dejando aquellos nuevos brotes que producirán a finales de verano.

Para mayor entendimiento dejo el siguiente esquema cronológico de esta poda.

Poda de frambuesas re-florecientes
Poda de frambuesas re-florecientes

Esquema de poda de frambuesos reflorecientes para dos cosechas anuales.

A.- Plantación.

B.- Desarrollo de rebrotes en la primavera-verano.

C.- Producción de final de verano.

D.- Terminada la cosecha de finales de verano o principios de otoño y poda sobre la parte que ha producido .

E.- Ramas luego de la poda de otoño.

F.- Comienza la cosecha de primavera-verano en las ramas del pasado año, junto a esto se desarrollan nuevos creciendo.

G.- Corte a ras de suelo de aquellas cañas que han terminado la cosecha de primavera-verano.

H.- Comienzo de cosecha en brotes nuevos a final del verano, así se cierra el ciclo de una variedad refloreciente.

Si te conformas con una cosecha anual la podar aún es más fácil. La misma se debe realizar solo en invierno a ras de suelo, una vez terminada la cosecha. Así solo tendrás la producción de final de verano.

3.2 Poda de frambuesas no re-florecientes

Como bien dijimos esta variedad solo da una cosecha anual, la misma se produce en las cañas del año anterior. Así la poda debe realizarse terminada la recolección de frambuesas, aproximadamente a mediados del verano. Es en ese momento que cortaremos a ras de suelo todas aquellas ramas que han producido.

La anterior es la poda más importante y que no puede faltar. Pero además en invierno se puede realizar un poda de limpieza, cortando aquellos brotes débiles o secos y dejando los más fuertes. Dependiendo del tipo de estructura soporte se deben seleccionar y dejar una cantidad de cañas por metro, pero generalmente varía entre 8-12 ramas por metro. Luego se atan aquellas ramas seleccionadas a los alambres y se despuntan.

Al igual que en el apartado anterior dejamos un esquema para mayor entendimiento.

Poda de frambuesas no re-florecientes
Poda de frambuesas no re-florecientes

Esquema de poda de frambuesos no re-florecientes.

A.- Plantación.

B.- Brotes desarrollándose en primavera-verano.

C.- A final del verano se despuntan los brotes por encima del último alambre.

D.- Cañas que durante el invierno están atadas a los alambres.

E.- Comienza el segundo año antes del inicio de la brotación.

F.- Cañas en producción durante el verano y a la vez nuevos brotes en crecimiento.

G.- Terminada la cosecha se podan las ramas que han producido y dejando y seleccionando las demás.

H.- Ramas en invierno atadas a los alambres y fin de ciclo.

4. Vídeo sobre como cultivar y podar frambuesas

Como es costumbre de nuestro blog terminaremos con un vídeo, para el caso es uno muy completo. Hemos tomado el vídeo del canal Laderas del Naranco, en él aprenderás todo sobre el cultivo del frambueso, terminando con unos buenos consejos para su poda.

También te puede interesar conocer sobre la poda de:


Y hasta aquí llegamos con este post, espero que no te hayan quedado dudas sobre cómo y cuándo debes entutorar y podar frambuesas, en caso contrario sabes que siempre puedes dejar tus dudas en los comentarios. 😉

Fuente de información:

El cultivo del frambueso – Por Juan Carlos García Rubio, Guillermo García González de Lena y Marta Ciordia Ara.

Tagged:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *