¿Cómo y cuándo podar buganvilla?

Advertisement

La buganvilla es una planta, como muchas otras, que dependiendo donde vivas puede que la conozcas con un nombre diferente. Por ejemplo, en países como Argentina, Bolivia o Uruguay, se la conoce como Santa Rita, pero podrás encontrar muchas otras denominaciones como trinitaria, veranera, bagambilia, etc. No importa donde vivas, en todos los casos se trata del mismo arbusto trepador, el cual es muy fácil de encontrar cubriendo tapias, fachadas de viviendas o creando cercos. Como te podrás imaginar en este artículo nos dedicaremos a explicar cómo podar una buganvilla, que herramientas usar, cual es el momento adecuado, entre otros detalles.

Advertisement
Dato interesante: Aunque en principio no lo creas, la verdad que las flores de la buganvilla no son para nada llamativas. Su pequeño tamaño y color blanco o crema no llamaría la atención de nadie si no fuera por las coloridas brácteas que las rodean. Sí, eso que parecen los pétalos de la flor son en realidad brácteas.

1. Cuidados de la buganvilla

Advertisement

Además de sus bellas flores (y/o brácteas) las buganvillas cuentan con otro punto a favor que hace que los jardineros la amen, y este es lo fácil que resulta cuidarlas. Es una trepadora que necesita de cuidados muy básicos, y en caso que vivas en zona de clima cálido, con inviernos débiles podrás disfrutar de sus flores durante todo el año.

Como desde esta web nos gusta que las personas no solo aprendan a podar, sino que además sepan brindar los cuidado esenciales a todas sus plantas, es que comenzaremos el post con un listado con los puntos más importantes a la hora de cultivar una Santa Rita.

Como podar Buganvilla
Buganvilla en flor
  • Suelo: esta planta se caracteriza sobre todo por su rusticidad, adaptándose perfectamente a suelos pobres. Es más los prefiere pobres a con demasiada cantidad de nutrientes. Solo debes asegurarte que tenga buena capacidad de drenaje.
  • Riego: es importante que no reguemos demasiado. Durante los meses del inviernos generalmente bastará con lo que reciba de las lluvias. Mientras que durante primavera y verano podrá ser suficiente con un riego semanal. Esto quedará sujeto a la cantidad de lluvia. Como regla general puedes regar cuando el suelo se seque.
  • Luz: con la luz pasa al revés que con el riego, en este caso necesita grandes cantidades de luz solar. Cuando vayas a ubicar tu buganvilla en el jardín busca un lugar donde tenga la mayor cantidad de horas de sol durante el día.
  • Temperatura: ya mencionamos que los climas cálidos le sientan más que bien, lo contrario le pasa con el frío. En inviernos donde hay varias heladas será mejor que no se cultive en exterior. Cultivarla en maceta y guardarla en los meses de frio sería lo mejor.
  • Abono: en general se desarrollará perfectamente sin recibir ningún abono. De igual forma se pueden aplicar un abono líquido rico en fósforo durante primavera y verano para mejorar la floración.
  • Poda: será una buena aliada para mantener controlado el tamaño de esta enredadera, al mismo tiempo de darle forma y permitir que crezca más sana. A continuación profundizaremos en este punto.

2. Herramientas necesarias para la poda de buganvilla

Advertisement

Las herramientas que podemos llegar a necesitar a la hora de podar una buganvilla varía según el tipo de poda y del tamaño de la planta. Por ejemplo si vamos a realizar podas en una Santa Rita joven, lo más probable es que podamos realizarla con unas sencillas tijeras de manos. Mientras que si se trata de un ejemplar con varios años puede que necesitemos una tejera de mayor porte.

Pasaremos a listar las herramientas más comunes de las cuales podrás hacer uso para la poda de una bugambilia. Quedará a su criterio el saber seleccionar la correcta para el tipo de poda que necesite llevara a cabo:

  • Tijera de poda tipo bypass: estas son las clásicas tijeras de mano con dos cuchillas curvas que se mueven de manera conjunta. Una de ellas tiene filo mientras que la otra es más gruesa y no tiene filo.
  • Tijera de poda de dos manos: estas son tijeras con mangos largos, las cuales permiten aplicar fuerza con ambos brazos. Pudiendo cortar ramas mucho más gruesas que con una tijera manual. Pueden tener chuchillas tipo bypass o tipo yunque.
  • Tijeras cortasetos: será muy común que uses esta tijera en la poda de tus buganvillas, sobre todo cuanto esta formada tipo seto o cubriendo alguna tapia. Estas tijeras cuentan con dos cuchillas bien afiladas que permiten un corte limpio y un trabajo rápido.
  • Escalera: cuando la buganvilla se haya desarrollado en bastante altura podrás necesitar alguna escalera para poder cortar las ramas superiores.
  • Elementos de protección: siempre que vas a podar cualquier planta debes plantearte proteger tanto tus manos (con guantes) como tus ojos (con gafas).

Ten en cuenta que antes de comenzar a podar debes tener tus herramientas de corte correctamente desafectadas. Este evitará que hay transmisiones de enfermedades o plagas de una planta a otra. Veremos en el próximo apartado algunas maneras sencillas para realizar la desinfección.

2.1 Cómo desinfectar las tijeras de podar


Son varias las maneras y productos que pueden usarse para desinfectar las cuchillas de tus herramientas de poda. A continuación veremos brevemente tres de las maneras más sencillas que podrás realizarlo.

  • Usando alcohol: debes humedecer un paño con alcohol (etanol) para luego frotar las cuchillas con este paño. Una vez realizada esta tarea espere unos 10 minutos antes de comenzar a trabajar.
  • Mediante cloro: ponga a remojar sus herramientas en una mezcla de agua y cloro durante media hora. Dicha mezcla debe tener una concentración de un parte de cloro por cada 9 partes de agua.
  • Por medio del fuego: tal vez uno de los métodos más primitivos, aunque desde mi punto de vistan menos recomendado que los anteriores. No tiene más que exponer las cuchillas a una llama por unos 10 segundos. Lo negativo es que estará quemando la cuchilla pudiendo dejar manchas difíciles de sacar.

También te puede interesar conocer sobre la poda de:


3. Cuándo podar buganvilla

Advertisement

El momento adecuado para llevar a cabo la poda de una buganvilla irá de la mano del tipo de poda que vayamos a llevar a cabo. Y muchas veces el tipo de poda podrá depender de otros factores como la edad de la planta, su estado general o hasta la forma que le hemos dado a la misma.

Por ejemplo si nuestra bugambilia ha sido atacada por alguna plaga y lo que necesitamos es cortar las ramas enfermas (poda de limpieza), la misma debe realizarse cuanto antes. Es decir cualquier momento es bueno para cortar ramas enfermas, y lo mismo sucede si se trata de ramas secas o rotas.

Si lo que vamos a hacer es recortar unas pocas ramas verdes (poda liviana), tarea que es bueno hacer para llevar a cabo un mantenimiento regular, puedes realizarla desde la primavera y hasta el otoño y la planta no sufrirá ningún problema.

Ahora si lo que necesitas hacer es una poda más fuerte, donde cortarás un buen porcentaje del follaje, es mejor esperar a finales de invierno para realizarla. Es decir para podas fuertes hay que esperar justo al momento cercano a la reanudación del crecimiento. Así se perderá menos savia, y la cicatrización de heridas comenzará pronto dado que estamos cerca de la primavera.

4. Cómo podar buganvilla

Advertisement

Ya analizamos los cuidados más importantes, que herramientas usar y cuándo podar una buganvilla. Es momento de meternos de lleno con los pasos a seguir para realizar la poda.

Comenzaremos por analizar los tipos de poda a llevar a cabo en una bugambilia formada como trepadora. Luego y ya finalizando veremos algunos consejos para podar esta planta en forma de árbol.

4.1 Tipos de poda de la Santa Rita

Diferenciaremos cuatro tipos distintos de podas, las cuales deberán ser llevadas a cabo dependiendo de la necesidad y/o de la época del año.

4.1.1 Poda de limpiza

Con esta poda lo que buscamos es quitar de nuestra buganvilla todos los elementos indeseables. Entre ellos se encuentran; ramas secas, muertas, enfermas, ramas que hayan sufrido algún daño, etc. Contribuye tanto a la estética como a la salud de nuestra planta.

Antes de realizar esta poda debes tomarte un momento para observar detenidamente tu Santa Risa, así podrás reconocer cuales son los elementos que debes cortar. Como bien dijimos anteriormente se puede llevar a cabo en cualquier momento del año. Sobre todo con ramas enfermas, cuanto antes las cortes mejor para evitar propagaciones.

Siguiendo con las ramas enfermas ten el cuidado de deshacerte correctamente de los desechos. No debes dejarlos cerca de otras plantas o estarías produciendo un foco de infección. Busca una manera de aislar correctamente los desperdicios de la poda de limpieza.

4.1.2 Poda de formación

Para dar forma a una buganvilla lo más común es usar su capacidad de trepadora, por lo que solo hay que dotarles de una estructura para que ellas sigan. Luego con tareas de poda tendremos que ir guiando a la planta para que siga dicha estructura.

A la hora de podar debes tener en cuenta que esta planta florece en los crecimientos de la estación actual. Por ello es que las podas importantes deben llevarse a cabo a fines de inviernos o principios de primavera.

En primer lugar, y así como recomendamos con la poda de limpieza, debes tomarte un momento para observar. Luego comienza por cortar todas aquellas ramas que ves que están creciendo mal orientadas, sobran o se han desarrollado demasiado. Realiza el corte siempre por encima de un nudo, así debajo de él se generará un nuevo brote.

Las buganvillas responden muy bien a la poda , es por eso que por cada rama que cortes crecerán nuevas y fuertes ramas. Ten en cuenta este detalle a momento de lograr cubrir espacios con poco follaje. Es común que esta planta tenga sectores con exceso de follaje y otros con falta del mismo. Realiza algunos cortes estratégicos para que aquellos espacios vacíos se llenen de nuevas ramas.

Junto con la tarea de podar buganvilla es bueno ir atando o enrollando las nuevas brotaciones a la estructura de soporte. Así estaremos guiando la planta para que siga la estructura, y no salga de ella.

Por último, si estas cultivando esta planta tipo seto, seguro querrás darle una buena forma. Este obviamente es el momento. Si se trata de la primera poda de formación no tienes más que tener en claro la forma que vas a darle, y cortar las ramas conforme a ello (es bueno colocar algunas guías si no eres muy experimentado). Luego las podas de mantenimiento serán más fáciles, solo tendrás que buscar los cortes de la poda anterior y cortar hasta ese nivel, así la planta volverá a tener la misma forma.

4.1.3 Pinzado

La tarea de pinzado es una poda muy común en platas como las Santa Rita. El objetivo que persigue principalmente es el de densificar el follaje, Y consiste básicamente y cortar unos centímetros (entre 5 y 10 cm) todos aquellos brotes nuevos.

Al ser una poda liviana no hay problemas en realizarla en cualquier momento. Lo más común es llevarla a cabo durante la temporada de crecimiento, esto lo que fomenta es la generación de nuevos brotes, logrando un follaje más compacto.

4.1.4 Recorte de flores

Esta puede ser una de las tareas más sencillas a la hora de podar buganvilla. No tienes más que tomar con tus dedos las flores que están marchitas y tirar de ellas hasta cortarlas. Intenta quitar algunos centímetros del tallo. así estarás realizando una doble tarea, quitas las flores secas y pellizcas la planta.

4.2 Caso especial: Buganvilla en forma de árbol

Como es bien sabido, y ya lo repetimos en varias ocasiones la buganvilla es una trepadora. Así que por lógica lo más común es cultivarla como tal. Pero también es posible lograr que se forme como un pequeño árbol. Sus tallos de característica leñosa ayudarán a este propósito.

Podad de buganvilla tipo árbol
Buganvilla tipo árbol

Veamos cuales son los pasos que deberás seguir para podar una buganvilla en forma de árbol.

  • Primer paso: ubica la planta en un lugar que le permita desarrollarse correctamente. En caso que optes por una maceta, la misma debe ser grande (unos 80 cm de diámetro).
  • Segundo paso: coloca un tutor junto a la pequeña buganvilla, y selecciona el brote que funcionará como tallo principal. Corta los demás brotes y ata sin apretar la rama seleccionada al tutor. Ten en cuenta que conforme vaya creciendo deberás ir desajustando la atadura para no ahorcar el tallo.
  • Tercer paso: a medida que vayan surgiendo nuevos brotes del tallo principal debes ir eliminándolos. Solo deja aquellos de la parte superior. Los cuales serán los encargados de crear la copa del arbolito.
  • Cuarto paso: una vez que el tallo principal hay crecido bastante, y se haya formado una buena copa, no queda más que realizar podas de mantenimiento. Las mismas consistirán en seguir cortando todas los brotes de la parte inferior. Al mismo tiempo de recortar las ramas de la copa para que la misma tenga un forma estéticamente bella.

Verás que te llevará bastante tiempo lograr desarrollar un arbolito de buganvilla, pero es muy original si lo logras, por lo que valdrá la pena el tiempo invertido.

5. Video sobre la poda de Bugambilia

Advertisement

Para ir finalizando el post, hemos seleccionado un vídeo del canal de Efren Mendoza. En el mismo podrás ver como se realiza una poda de mantenimiento de una bugambilia. Tómate un momento para verlo, no dudo que te ayudará. 😉

También te puede interesar conocer sobre la poda de:


Y con esto hemos llegado al final, espero no tengas dudas sobre cómo y cuándo podar buganvilla. En caso contrario recuerda que puedes dejar tus dudas en la caja de comentarios, responderé en cuanto pueda.

Más información:

Advertisement

4.7/5 - (12 votos)
Etiquetas:  , , ,

Un comentario

  1. Pingback:≫ Poda del acebo -【Todo sobre cómo y cuándo podar】

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *